Jimmy, bienvenido.

Jimmy,

Quizá, debido a tus cuatro cortas temporadas como quarterback en la NFL, lo único que estás pensando en este momento es que has sido intercambiado del mejor equipo de los últimos quince años liderado por el mejor Head Coach de toda la historia a un equipo de 0-8.

La realidad es muy diferente, y el equipo al que llegas está repleto de fervientes seguidores que se encargarán de recordártelo.

Verás, nuestro nombre proviene de la época “De Oro” en Estados Unidos la cual convirtió a California en uno de los estados más importantes del país. Dicha época, la repetimos en la década de los ochentas cuando ganamos cuatro campeonatos los cuales sirvieron de antecedente para que en 1994 nos convirtiéramos en el primer equipo en la historia con marca de 5-0 en Super Bowls.

Durante esos diez años, solamente en uno no estuvimos en los playoffs gracias a la huelga de 1982. Esta hazaña provocó que nuestro Head Coach fuera considerado por muchos como el mejor de toda la historia, nombramiento que duró veinte años hasta que el EX tuyo llegó.

Ya que estamos hablando sobre los mejores de la historia, solo hay uno que puede pelearle este título a aquel quarterback que nunca te dejó jugar. Éste, fue titular en tu ahora nuevo equipo de 1980 a 1990, fue ocho veces seleccionado al Pro Bowl y tres veces Super Bowl MVP. Juegos de los cuales aún posee el record con once touchdowns y cero intercepciones…si, 0.

Pensarás que éste es nuestro único quarterback miembro del Hall of Fame, pero no, tenemos tres, uno de ellos con el record de más pases de anotación en un Super Bowl con 6.

No quisiera ser arrogante con el tema Hall of Fame y hablar de los catorce jugadores que tenemos ahí así es que solamente mencionaré a uno.

Al igual que nadie sabía la existencia de tu Universidad, Eastern Illinois, el nombre de Mississippi Valley State sonaba más a destino turístico. De ahí seleccionamos en 1985 a un receptor que resultó ser algo productivo. Fue seleccionado trece veces al Pro Bowl, posee los records de mayor numero de recepciones (1,549), yardas (22,895), y touchdowns por recepción (197). Ganó tres Super Bowls siendo MVP en uno de ellos, fue All Pro diez veces y en 1995 terminó con 1,848 yardas por recepción…un récord que es considerado imposible de romper.

Sé que hoy crees que Julian Edelman es un buen receptor. Pronto entenderás, que en tu nuevo equipo tenemos otros estándares.

Revisando la productividad por carrera que hemos tenido este año, puedes caer en la tentación de pensar que somos una franquicia sin éxito en esta área. Debo decirte que esto también es incorrecto.

Hace más de sesenta años (1950), le enseñamos a la liga como se debía construir un backfield. Los tres corredores que tuvimos, son miembros del Hall of Fame. Única vez en la historia que esto ha sucedido (nota al pie derecho; el QB que los lideraba, también fue seleccionado). De ahí el nombre de “Million Dollar Backfield”.

Aún más sorprendente, nuestro mejor corredor de toda la historia no proviene de dicho backfield. En 2005, seleccionamos a un corredor que ni siquiera era titular en la Universidad de Miami y hoy es el líder de todos los tiempos en nuestra ciudad con 11,073 yardas y séptimo en la historia de la NFL con 13,469 totales.

Después de todo lo mencionado, quizá tu reacción sea que “este equipo vive del pasado”. Así es que, sin más historia, permíteme ponerte al corriente.

El Head Coach y General Manager que estas a puntos de conocer, fueron contratados por seis años hace solo unos meses. Este es el contrato más largo de la historia en su clase, lo cual puede darte una idea sobre la importancia que le damos a la continuidad. Aunque ninguno de los dos cuenta con experiencia en sus posiciones, no lo demostraron en este último Draft pues lograron terminar con; el mejor liniero defensivo, el mejor linebacker externo y el tercer mejor cornerback en sus primeras tres selecciones.

Siguiendo con lo que hemos hecho en el Draft, puedes emocionarte al saber que las últimas cinco selecciones de primera ronda han sido defensivas. Todos son titulares, altamente productivos y ya cuentan con una selección al Pro Bowl entre ellos. No necesitaremos que metas más de treinta puntos cada juego para ganar, siendo honestos, solo necesitamos dejar de ver intercepciones en nuestro lado del campo.

Ofensivamente hablando, cuentas con un gran corredor con tres años de experiencia y más de 2,500 yardas totales.

Aunque hoy no cuentas con grandes prospectos en la posición de receptor, la presencia de un gran veterano ex pupilo de Peyton Manning, te ayudará en la transición hacia los nuevos jugadores que logremos seleccionar. Pues eso sí, aun después de haber entregado nuestra segunda selección del próximo año por ti, seguimos teniendo otra en esa importante ronda y ocho en total (dos en tercera).  

Sobre tu línea ofensiva, recientemente logramos mejorarla considerablemente mediante un trade con Detroit. Hoy, solo uno de tus linieros supera los treinta años. Por cierto, será importante mantenerlo  pues ya ha sido seleccionado cinco veces al Pro Bowl.

 Sé que vienes de un equipo en donde el quarterback titular suele bajar su sueldo para permitir nuevas contrataciones. No te preocupes, este no será el caso aquí ya que contamos con la mejor situación en tope salarial de toda la liga. Serás millonario muy pronto y tendrás nuevas armas de inmediato, es más, quizá puedes irle hablándole a Larry Fitzgerald.

En fin, espero esto te haya dado una mejor idea de quién es el equipo que ahora lideras. Si no, ahora que llegues a nuestro nuevo estadio, tómate un segundo para levantar la cabeza y observar los números retirados. A lo mejor con los jerseys #16 y #87 “cachas” algunos recuerdos.

Te dejo con una historia.

El 27 de octubre de 1957, tu equipo iba perdiendo 17-7 contra Chicago. Al inicio del segundo cuarto, en ese entonces tu dueño y fundador, colapsó en la banca y murió de un ataque cardiaco. Al medio tiempo, el Head Coach decidió comunicárselo a los jugadores con las palabras “Tony´s gone”. Con lágrimas en los ojos, todos decidieron salir a terminar el partido en su honor. El resultado final: 21-17 a favor.

Desde aquel día, esas palabras han sido emblema de lo que ahora eres parte. Podremos no ganar ningún juego, podremos tener grandes deficiencias en muchas áreas y podremos tener a la mitad del equipo lastimado, pero nunca nos rehusamos a pelear y terminar, aun cuando se necesitan lágrimas en los ojos.

Bienvenido.

2 comentarios en “Jimmy, bienvenido.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.